martes, 9 de septiembre de 2014

ENTRE SU MADUREZ Y MI JUVENTUD ...


Ella, la astuta. Bajó su mirada al tratar de evadirme un beso exaltado. Yo solo pensaba en hacerla mía pero son tan fuertes sus palabras que no sentía la necesidad que cumplir mi placer.

Mariana, una mujer de 30. Sí, me enamoré de la profesora de la universidad y vivimos una aventura sin tener en cuenta las consecuencias. Ella, tan creyente en Dios, en sus creencias religiosas, en su biblia y sus predicciones en la calle; era la típica dama que tocaba las puertas para concenver a las personas para que se vuelvan Testigos de Jehová.

Me la presentaron cuando tenía curiosidad sobre un proyecto estudiantil y cómo nadie de mi grupo deseaba tener una charla aburrida con la "teacher" , tuve que ir como tonta a la Oficina de Investigación donde ella laboraba. A parte de enseñar también se dedicaba a la investigación y bueno, pasé tantos días en su compañia que empezó a caerme de la patada y así empezamos nuestras  escapadas y salidas nocturnas. 

Ella vivía lejos y se me hacía complicado cómo sacar permiso para verla. Con solo estar a su lado, podía sentir que las horas volaban. Ya no quería una típica chica hueca o rubia, pues esta satisfecha con mi señorita profesora que me alentaba al estudio pero su curso era tan complicado que era un poco díficil comprenderlo. 

Me sacaba notas bajas, preguntaba en clase cualquier monada para que ella me respondiera y encima como pretexto que no entendía la tarea, la buscaba para que me explicara de qué se trataba y con esa mentirilla  ibamos al café o al restaurante de la universidad. Luego, de todo eso, nos sentabamos a conversar sobre nuestras cosas; era tan bella hablando conmigo, yo solo tenía 19 años y estaba enloqueciendo por ella pero me hablaba tanto de Dios que no sabía si declararme o no.

Un día, quise salir con ella y recuerdo que un familiar me dijo "Cuidado, salir con la profesora se ve mal" y yo solo contesté "Somos amigas, nada más"; claro íntimas amigas, si supieran lo que me estaba pasando por la mente pues me patearían el trasero sin remordimientos.

Así empezó mi aventura con ella. Varios meses hasta que una tarde fui a su casa de la nada, me invitó a ingresar, me senté en su sillón y charlamos. Estabamos solas para mi suerte y hubo un momento donde nos acercamos mucho y ella con temor me alejó pero después de cinco minutos de silencio - ALELUYA , ALELUYA - me besó y fue un beso largo, demasiado diría yo.

En mi yo interno, festejé y festejé. Me miró y me bajó la ilusión en ONE - Claro, no era ético que una profesora bese a una estudiante y encima son del mismo sexo - inició el sermón que por pertencer a un grupo religioso pues no podía ser mi novia, además, yo era demasiado "BABY" para estar con ella y que yo aún no tenía un futuro planeado y ella, si lo tenía - QUÉ CARAJOS- pero bueno tuve que respetar su decisión.

Pasó un mes sin vernos, sentí que ella dictó en mi vida una clase magistral sobre "EL AMOR Y LA EDAD" - Lo admito, empecé a deprimirme a mal- algunos de mis amigos se enteraron porque mucho andaba con ella pero tuvimos la suerte que no se enteraran las autoridades de la universidad porque pagaríamos, ella y yo.

Día Lunes, 8 pm sonó el maldito celular y fue el indicador tentador para morir .....

" NECESITO VERTE, TE EXTRAÑO. DESEO QUE VENGAS A MI CASA Y CHARLEMOS SOBRE LAS DOS. SIENTO QUE TODO TIENE SENTIDO, SIENTO QUE TE NECESITO MÁS QUE A NADIE, DESEO TENERTE Y NO DEJARTE IR Y CON ESE SENTIMIENTO NO PUEDO OCULTARLO ANTE LOS OJOS DE DIOS"

Sin dudarlo, ni pensarlo, ni nada - CARAJOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO - me alisté como turboman y como correcaminos llegué a la puerta de su casa. Me hizo pasar y esa noche fue la mejor de todas mis noches. Con su sexy atuendo puedo cautivarme por completo y tuvimos el mejor sexo salvaje que tuvimos en su humilde aposento - ESTOY EN EL CIELO Y MORÍ - al final, ella quiso ser mi novia.

Pasaron meses felices, tristes, moderados, atrevidos entre otras vivencias con ella pero lo nuestro fue más sexual que sentimental - NO SÉ, SENTÍ QUE POCO A POCO SE IBA LA MAGIA - 
al parecer ella tambien sentía lo mismo y al quedar ese espacio vacío tuvo que llenarlo con el bendito tema de la religión, pues nadie sabía que estabamos en una relación y sus padres deseaban que ella se casara y hasta le presentaron a un inútil bueno para nada para que sea su pareja.

"FUCK, FUCK Y FUCK. ELLA ACEPTO LA MALDITA PROPUESTA DE SUS PADRES"

Cuento culminado. Ella, sin motivo alguno me dijo "BYE, BYE DE UNA MANERA ELEGANTE".Me dió una noche de sexo más y listo. A los días, una chica llamada Johanna y estaba tan ocupada que ya ni me acordaba de la profesora y menos tenía depresión.

No pude culminar la carrera porque no era lo mío y me salí de esa facultad para ingresar a otra que si me gustaba y estaba todo listo para comenzar mis clases ....

 Pasaron años y un día estaba en San Isidro y sin querer me la encontré. Ella comenzó a halagarme diciéndome que había cambiado mucho, se sentía orgullosa porque había culminado la carrera y en forma discreta me lanzaba la directa para vernos y ser supuestamente "AMIGAS".

Yo le respondí :

"ESTIMADA PROFESORA, GRACIAS POR TAN BONITAS PALABRAS. YO TENGO UNA VIDA TRANQUILA Y SOY PROFESIONAL. USTED ES UN HERMOSO RECUERDO. DESEARÍA TANTO SER SU AMIGA PERO NECESITO QUE SEA AMISTAD, ME ABSTENGO DE SER UNA AVENTURA MÁS. ES MI HUMILDE DESEO."

Sonreí y ella se sintió rara al escuchar mis palabras. Al parecer quería escuchar otra cosa de mi parte pero tuve que ser sincera con ella.


La respeto mucho, es que ella me enseñó la importancia del futuro. Tan importante es conocer tanto a una persona y coordinar los planes que uno piensa vivir con esa persona. Sí, ella me hizo madurar a mi corta edad en algunas etapas y eso bastó para reflexionar que en una relación se necesita de dos y no de una persona. Que lo más minimizante puede significar mucho, es que hay factores que es necesario lidiar para poder construír una unión sólida. 

                                                              Gracias bella dama. Hoy, comprendí tus enseñanzas.

                                                                                                                  ÁNGEL CAÍDO
                                                                           







No hay comentarios:

Publicar un comentario